Los perros valen mucho y ver como alguien pierde a su mejor amigo es muy duro.

Es difícil encontrar inspiración en #Fabebook pero por más increíble que parezca fue allí donde encontré la inspiración para poder contar esta historia que me toco vivir.

Ayer que iba a para mi casa como a las 12 de la noche pude darme cuenta lo que es la indiferencia y como esta pueda afectar a miles de personas en el mundo.

No se la historia de todos pero bien puedo contar lo que me paso ayer, cuando iba por Aguilar Batres (una calzada principal en Guatemala), yo no suelo manejar rápido pero aun así me costó verlo, era un hombre que estaba sobre la calle del Transmetro (vía principal para el transporte público) y con los pies sobre la calle principal, cuando pase, a esa velocidad apenas lo pude esquivar, frene como 400 metros más a delante, estuve a punto de irme y dejarlo, pero algo dentro de mí me dijo que tenía que ver que le pasaba al pobre hombre, y más que eso, me preocupaba que alguien le pudiera lastimar ya que sus piernas estaban sobre la calle, no pude regresar en retroceso entonces di la vuelta varias cuadras hasta que volví a salir a la Aguilar Batres, esta vez pase con las intermitentes y pase despacio y lo vi.

Este hombre está llorando y en brazos tenía a su perro que lo habían atropellado, sentí un nudo en la garganta, baje y me pidió ayuda para llevar el perro a la banqueta, ya que el perrito esa muy grande y él no podía con el peso, efectivamente me baje del vehículo y me dispuse a ayudarlo cuando llego la policía, le conté lo que estaba pasando y el policía no dejaba de ver mi carro, pensando que tal vez yo lo había atropellado, le dije que si nos echaba una mano (ayudara) y nos dijo “Ese perro ya está muerto déjenlo allí” por supuesto que no puede hacerlo, el policía no solo no quiso ayudarnos, es más se molestó que yo haya detenido el carro, pero no podía dejarlo allí, entonces con el señor que es un indigente, lo llevamos al otro lado de la calle, y del otro lado el policía me recriminaba que moviera el carro.

Tengo que decir que no dejo de pensar en mi mente, en el pobre hombre y su perro, que siendo sincero sentí que todavía está vivo o creí sentirlo, no supe que más hacer y le dije que sentía mucho lo de su perro, y me fui.

Al alejarme vi como el hombre entre lágrimas abrazaba a su perro ya fallecido, tal vez se le fue el mejor amigo que ha tenido en la vida y que triste es verlo morir en sus manos….

Solo quería compartir esto con ustedes.

Aylan Kurdi, el niño de la playa…

niño

Con llanto en mis ojos escribo esto, ya que solo pensar que un niño, un inocente le puede pasar semejante cosa, por causa de la estupidez humana es muy triste, yo que tengo hijos, no me puedo imaginar la vida sin ellos,  el no poder tenerlos.

Me duele ver tanto sufrimiento en el mundo, y me duele más saber que nosotros seamos directa o indirectamente responsable de todo esto.

La verdad no me puedo concentrar bien al momento de escribir esto, mis emociones me ganan y a pesar de que estoy en el trabajo no paro de llorar, no sé qué sería de mi vida si algo así me llegara a pasar, lo que este padre ha vivió espero que ningún padre le vuelva a pasar.

Y no quiero hablar de las circunstancias por las cuales ellos salieron de su país, todos sabemos que las religiones están acabando con nuestro mundo, y es increíble que estos estúpidos que están causando tanto dolor no se den cuenta de lo que están haciendo, como es posible que no vean el sufrimiento que causan, ya estoy harto de que todo mundo defienda su opinión mientas el mundo no vive en paz.

La religión debería unir a las personas, no provocar guerras, y lamentablemente es lo que más ha causado, no quiero mencionar todo el mal que hay en la tierra a causa de ellas y que a través de la historia han hecho. Para los malditos que hacen estás guerras religiosas, solo es otra víctima más, pero para un padre es el dolor más grande que alguien puede sentir. Así como el, cuantos padres, madres, hermanos, hermanas van a tener que pasar por lo mismo.

No veo cómo podemos cambiar, no lo veo, si hay tanta maldad en el mundo y las religiones, policita y dinero no ayudan en nada y solo dividen cada día mas.

Por el momento no tengo más que decir, solo siento un gran nudo en la garganta por ver esta imagen, siento una gran impotencia, ira y mucha decepción en la humanidad.

AY!!! EL NIÑO DE LA PLAYA

Ay!!! el niño de la playa
con su ropita empapada
Parece que está dormido
o que juega con el agua

 

La arena fue su cunita
Y la sabanita el agua
El mar le cantó una nana
Y la luna lo acunaba

 

A los brazos de su madre
fuertemente se apretara
Pero la guerra y el miedo
de sus brazos lo arrancaran

 

Ya no juega con las olas
Ni buscará caracolas
Ni hará castillo de arena
Ni verá la luna llena

 

Ay!! el niño de la playa
En barquito de papel
a esta orilla ha llegado.
Como un grito desgarrado
nos llega del otro lado

 

Ay!! el niño de la playa
El mundo “civilizado”
con el corazón helado
con verguenza le ha mirado…
Su muerte no será en vano!!

 

Envuelto en su tragedia
trae un mensaje de PAZ
Que los niños de este mundo
puedan crecer y jugar.!!!!